Por qué no me gustan los posts en forma de lista (y cómo hacer que sean mejores)

Las listas son uno de los contenidos más leídos y compartidos. Pero, ¿son un contenido de calidad?

por que odio las listas
- 16 junio, 2015 -
Estas en: / / Marketing Online

Las listas son uno de los contenidos más leídos y compartidos en Internet. Son artículos útiles, fáciles de leer por su clara estructura y con titulares que prometen algo que encontramos si seguimos leyendo. ¿O quizás no?

por que odio las listasLas listas son uno de los formatos más utilizados en Internet cuando de escribir se trata. A rebufo del éxito de páginas como Buzzfeed, que cimentó su crecimiento en este tipo de contenidos, millones y millones de webs y blogs hacen listas todos los días con la idea de captar más audiencia y eco en las redes sociales. Según las estadísticas, el método (ver el punto número 5) da resultados.

Entonces, ¿por qué, como digo en el título de este artículo, no me gustan los posts en forma de lista? ¿Por qué intento estructurar mis textos de cualquier manera?

Lo hago porque tengo la impresión que, en el Internet del año 2015, todas las listas son basura. Y cada vez somos más los que tenemos esta misma impresión. Sean Malseed resume de maravilla los porqués del desencanto: sobreexposición del formato, baja calidad del contenido y mala experiencia para el usuario.

Un consejo para hacer listas de calidad

De estos tres aspectos, me gustaría detenerme en la baja calidad del contenido. Hacer una lista es un proceso en el que adquirimos un conocimiento y, a continuación, lo ordenamos. Por ejemplo, si queremos conocer los pájaros con un vuelo más veloz, primero necesitaremos una fuente fiable que recopile información sobre todas las aves del mundo. Y, a continuación, con los datos de la velocidad de cada especie, las podremos ordenar de más a menos veloz.

Para hacer una buena lista es muy importante tener buenas fuentes y un método claro que explique el orden de la lista. Siguiendo el ejemplo de los pájaros, nuestra fuente podría ser un catálogo de aves del mundo. El método, ordenar de más a menos la velocidad que aparece en dicho catálogo. Si no hacemos esto, probablemente acabemos diciendo que la gallina tiene un vuelo velocísimo.

Sencillo, ¿verdad? Entonces, por qué nadie lo hace. Por qué tan pocos medios y autores basan sus listas en algo cuantificable o, al menos, justificable. Por qué todas las listas están basadas simplemente en el maldito criterio de un editor random. Lo siento pero, a no ser que seas un especialista en ornitología, tu opinión sobre los pájaros más veloces no vale nada.

Algunos ejemplos de listas sin sentido

¿Creéis que exagero? Veamos algunos ejemplos relacionados con la biología:

Por favor, ya que la moda de la ‘listificación’ de los contenidos no tiene visos de terminar, al menos hagamos listas basadas en algo. Citar, investigar, preguntar a personas con autoridad siempre será sinónimo de calidad.

Y si no tenéis tiempo, al menos organizad una votación entre la redacción sobre un tema que dominéis. A los medios musicales es un método que les ha funcionado de maravilla para hacer algo en lo que son auténticos especialistas (para bien): hacer buenas listas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

-->

Categorías

Publicidad